Violencia de género

Violencia de género (439)

OtiliaGuatemala, marzo (Especial de SEMlac).- Es una de las diputadas al Congreso de la Republica con más experiencia en el tema de género. Gestora y promotora de la Ley contra el Femicidio y otras formas de violencia contra la mujer, Otilia Lux de Cotì es una mujer maya que ha ocupado el puesto de vicepresidenta de la Comisión de la Mujer en dos ocasiones, representante permanente de Guatemala en el Consejo Ejecutivo de la Unesco y ex ministra de Cultura.

Lux de Cotì dice luchar duro en este país donde nació y donde las cifras de violencia contra la mujer se escriben en números rojos; tanto así que, en un período de nueve años, los índices ascendieron de 322 asesinatos reportados anualmente, a 720 muertes por arma de fuego, estrangulamientos y cuerpos cercenados cada año.

Mientras, la violencia intrafamiliar golpea no solo el cuerpo, sino la mente de al menos 54.000 mujeres que se atrevieron a denunciar el año pasado, en el organismo judicial, ese delito.

Su visión de la situación de la mujer en Guatemala es que la violencia está enraizada, lo que la lleva a afirmar que no existen etnias ni edades cuando se trata de agredir por machismo a una mujer.

MacassiLima, marzo (Especial de SEMlac).- Los asaltos, robos, violaciones y secuestros se han incrementado en Lima y son las mujeres las más expuestas, evidenciando que existe un conjunto de problemas sobre seguridad en la vía pública que no está siendo contemplado por las autoridades.

Según la Policía Nacional, el índice delincuencial se incrementó en 2008 en un 5.10%, período en el que se registraron 151,560 denuncias por comisión de delitos, de estas 7,560 fueron por violación de la libertad sexual, el 91.6% fueron contra mujeres.

Mientras que el Instituto de Medicina Legal (IML), ese mismo año atendió un promedio de 75 mujeres diariamente por casos de violencia sexual. Asimismo, realizó 34,994 Exámenes de Integridad Sexual. El 78.75% de ellos fueron hechos a mujeres.

"Las mujeres conviven con una sensación de inseguridad cotidiana y temor, casi permanente, a ser agredidas, lo que limita el libre uso y disfrute del espacio público", dijo a SEMlac Ivonne Macassi, coordinadora del programa de Derechos Humanos de las Mujeres del Centro de la Mujer Peruana Flora Tristán.

acobolLa Paz, marzo (Especial de SEMlac).- La encerraron en una habitación, la golpearon y hasta la amenazaron con un arma de fuego para que firmase su renuncia al cargo político que ostentaba, por el simple hecho de ser mujer.

Este es uno de los cientos de casos recogidos por la Asociación de Concejales de Bolivia (Acobol) y forma parte de la campaña y lucha por consolidar la Ley contra el Acoso y la Violencia Política en Razón de Género.

Otro no menos impactante es el de la alcaldesa Juana Quispe, quien fue elegida en 2004 con 59 por ciento de los votos en el municipio de Chimoré —a 120 kilómetros de La Paz— y pertenece al partido oficialista del Movimiento al Socialismo (MAS).

A ella la presionaron psicológicamente amenazándola de muerte y quemaron su casa. ¿Quiénes? Sus mismos compañeros de partido.

espinoLima, febrero (Especial de SEMlac).- Una exitosa abogada, una cantante de música andina, una escolar y un ama de casa, murieron en forma violenta y cruel, sólo en el mes de enero.

Según el Observatorio de Medios del Estudio para Defensa de los Derechos de la Mujer (DEMUS), en lo que va del año, se han producido ya 16 casos de feminicidio en el Perú.

Pero son las muertes de la cantante folklórica ayacuchana Rina Chiara Prado —conocida como "La Voz de Incuyo"— y de la abogada Elizabeth Vásquez Marín, exitosa profesional y socia de un estudio jurídico, las que más llamaron la atención de los medios de comunicación, debido a que fueron cometidas por sendas mujeres, en un caso la ex esposa del hombre con el que Chiara sostenía una relación amorosa y, en el otro, por la hija, y por la crueldad con la que fueron ultimadas.

Pero otras siete mujeres más que forman parte de esta dramática lista no han merecido la misma atención de los medios debido a que los feminicidios ya no son 'noticia', según señaló a una radioemisora local la psiquiatra Martha Rondón.

ariasBogotá, febrero (Especial de SEMlac).- Mientras el viento silba entre los cerros y los edificios próximos al pie de la montaña, en la ciudad de Bogotá, Carmen Moreno, mujer en situación de desplazamiento por el conflicto armado, se quita su delantal para atender lo que para ella es una novedad: que le pregunten por su vida, que le importe a alguien y que a algunas personas les interese leerlo.

Con apenas 25 años, ya es madre de tres hijos a los que cría sola. A su marido lo asesinaron los paramilitares hace más de tres años. Intentó una nueva relación con un hombre "muy cumplido" con el mercado y el arriendo, pero cada domingo se emborrachaba y le daba una golpiza, contó a SEMlac.

Carmen no aparece en las cifras porque nunca denunció ser víctima de violencia. Sin embargo, fueron las estadísticas entregadas por Medicina Legal, Profamilia y Policía metropolitana las que motivaron que los concejales Edward Arias y Liliana Guaqueta de Diago presentaran al Concejo de la ciudad una ponencia que tuvo como resultado el Acuerdo 421 de 2009 (diciembre22), "por el cual se ordena la creación del Sistema Distrital de Protección Integral a las mujeres víctimas de violencia y se dictan otras disposiciones".

El acuerdo crea el sistema que tiene como objeto "generar una estrategia interinstitucional que permita atender, de manera prioritaria y con enfoque de género, a las mujeres víctimas de violencia de género en Bogotá". Incluye atención médica, psicológica, asesoría jurídica y acompañamiento institucional.

CEMHTegucigalpa, febrero (SEMlac).- La reconceptualización y actualización del feminismo y sus términos requieren de un alto en el camino que evalúe los logros y dificultades en el disfrute de los derechos humanos de las mujeres, desde la construcción de las democracias latinoamericanas.

Así lo expusieron a SEMlac varias participantes en el Primer Encuentro Regional Centroamericano "Análisis y aportes jurídicos para la penalización del Femicidio en Mesoamérica", convocado por el Centro de Estudios de la Mujer-Honduras (CEM-H), que sesionó en la capital del país los días 28 y 29 de enero pasado.

En su opinión, esa revisión debe partir de las diferentes realidades de los países, que pudieran llegar a ser comunes para toda la región, como el Golpe de Estado en Honduras o el alto índice de feminicidios en Guatemala y México.

"Nos sentimos contentas de estar reunidas en un espacio para conversar sobre nosotras y juntarnos para darnos apoyo", dijo Bertha Arzú, líder de la Organización Enlace de Mujeres Negras, una de las asistentes a este evento, que contó con la participación de especialistas en el tema de Costa Rica, Guatemala, Colombia, El Salvador y Nicaragua, entre otros países latinoamericanos, así como mujeres provenientes de todo el territorio nacional.

StrizziElsaBuenos Aires, febrero (SEMlac).- Una reciente reglamentación de la Suprema Corte de la Provincia de Buenos Aires dispone la creación de un Banco de Datos Genéticos que incluirá un Registro de Condenados, con las huellas genéticas de las personas que hayan delinquido contra la vida y la integridad sexual.

La iniciativa tiene por objeto "facilitar el esclarecimiento de los hechos sometidos a investigación judicial, particularmente en cuanto a la individualización de las personas responsables".

El futuro registro además plantea "identificar y contribuir al paradero de personas extraviadas, desaparecidas o fallecidas, y resolver controversias judiciales en relación a la identidad de autores de hechos delictivos".

Esta medida está recogida dentro de la Ley provincial 13.869, que indica que en ese banco de datos se "incluirán los resultados de los estudios genéticos realizados en todas las investigaciones penales efectuadas en los términos y con las garantías del Código de Procedimiento Penal, especialmente en las que se investiguen delitos contra la vida, la integridad sexual, la identidad o la libertad de las personas".

AficheCriminalesGuatemala, febrero (Especial de SEMlac).- Contar lo que ocurrió con sus cuerpos cuando apenas eran niñas, saber que ahora es tiempo de señalar a quienes las usaron como esclavas sexuales, enfrentar a los violadores sin sentir culpa o vergüenza y, sobre todo, mostrar a otras mujeres que es posible reconstruir la vida sin temor.

Eso es lo que, al menos, nueve víctimas de violaciones sexuales durante el conflicto armado interno en Guatemala tendrán que hacer los días 4 y 5 de marzo próximo, cuando se lleve a cabo un tribunal de conciencia, el primero después de 12 años de finalizada la guerra interna, que duró 32.

"Los asesinos andan sueltos" y "Ni olvido, ni silencio" son las frases acuñadas por los grupos de derechos de las mujeres que, durante seis años, trabajaron en la formación del tribunal de conciencia, con el cual buscan materializar sus acciones.

Además de escuchar los testimonios crudos de las víctimas, el Tribunal de Conciencia contará con testigos de honor y juzgadoras de conciencia, invitados de otros países que han enfrentado situaciones similares, como Colombia y Perú.

prostitutas2Buenos Aires, febrero (SEMlac).- Un reciente fallo de la Justicia de la ciudad de Mar del Plata —ubicada en el sector costeño de la Provincia de Buenos Aires— condenó a tres años de prisión a dos personas que regenteaban un prostíbulo. Sin embargo, algunos representantes de la sociedad civil consideran que el fallo no es de gran utilidad porque no desarrolló una investigación profunda.

La medida judicial recayó sobre un hombre y una mujer que regenteaban una casa de explotación sexual, denominada Sol y Luna, donde eran explotadas sexualmente mujeres provenientes —en su mayoría— de Paraguay, entre ellas una menor.

El tribunal estuvo integrado por Néstor Parra, Mario Portela y Roberto Falcone, y el juicio no llegó a instancia oral porque los imputados asumieron su responsabilidad. Por esa asunción de culpa, no se llegó a investigar cómo estaba constituida esa red de tratantes.

Los magistrados señalaron que "estas irregularidades deben ser mejoradas en lo sucesivo para que se pueda desmontar, realmente, toda la cadena que, evidentemente, cuenta con complicidades de funcionarios policiales y municipales".

huerfanitosGuatemala, febrero (Especial de SEMlac).- Algunos usaban pañales cuando dejaron de escuchar sus voces y sentir sus brazos. Otros iban a la escuela y, al regresar, su presencia se había esfumado de casa, mientras los más grandes entraban a la adolescencia cuando sus ojos vieron cómo la violencia coartaba la vida de su madre.

Los hijos del femicidio, los huérfanos de la violencia, las víctimas colaterales --de la forma que se les nombre--; ellos y ellas son ahora un eslabón de la cadena de violencia que día a día limita la vida de las guatemaltecas, principalmente de las que se encuentran en edad fértil.

Morir por el solo hecho de ser mujer se ha convertido en una constante en este país. Tanto así que 20 es el número de mujeres que han ingresado a la morgue desde que inició el año.

La gran mayoría, según la directora del Instituto de Ciencias Forenses (INACIF) Miriam Monroy, con un tiro en la cabeza o severas excoriaciones. Pero casi todas con un antecedente de sufrimiento previo a su muerte, dijo a SEMlac la funcionaria.

Página 30 de 32
Volver