México: Recibe Judith Calderón la medalla Omecíhuatl


De la Redacción
(Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.)

México, noviembre (SEMlac).- Judith Calderón Gómez, presidenta de la Casa de los Derechos de Periodistas, afirmó que la Medalla Omecíhuatl 2016 da aliento y esperanza a las mujeres que la reciben porque "nosotras realizamos las tareas con esmero y pasión, no esperamos premios".
La periodista y también dirigente del Sindicato Independiente de Trabajadores de La Jornada (Sitrajor) recibió la medalla que otorga el gobierno de la Ciudad de México y que entregó la directora del Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres de la CDMX), Teresa Incháustegui. Dijo que la distinción la enorgullece porque rescata de la visión de nuestros ancestros "de que la forma femenina y masculina tienen una participación equivalente".
Calderón Gómez agradeció a su familia y en especial a su hijo Alejandro "que me hace pensar en los jóvenes, en el compromiso que tenemos los adultos de luchar para dejar a las futuras generaciones un país mejor".
La periodista especializada en visibilizar la problemática de la niñez mexicana hizo un recuento de su trabajo, al que le imprimió un sentido humano, gracias al énfasis que en ello puso su maestro Rubén Ortiz Frutis.
Judith Calderón Gómez hizo un recuento de su trabajo periodístico y de cómo se violentaron sus derechos humanos, "niñez que en situación de calle, es fuerte como el acero, pero frágil como el cristal".
Dijo que narrar esas vivencias le permitió llevar esas historias a las primeras planas del diario La Jornada, labor que la hizo merecedora del Premio de Periodismo por la Infancia, que otorga el Centro Mexicano por los Derechos de la Infancia (CEMEDIN).
Calderón Gómez también ha sido una periodista de la condición social de las mujeres, miró, según dijo, en primera fila, lo que pasan las mujeres en prisión.
Recordó que como reportera de la sección policiaca cubrió el asesinato de la periodista Elvira Marcelo Esquivel, muerta de un balazo en la calle de Balderas, mientras iba acompañada de otros dos reporteros. "Pude descubrir que el policía preso no era el que disparó, no coincidían la estatura, el color de piel y los rasgos con lo que describieron los acompañantes de Elvira".
En ese sentido, Calderón Gómez lamentó que nadie investigue los asesinatos de periodistas que enlutan tantos hogares, que colocan a México como el país más peligroso para el ejercicio del periodismo en América Latina. Recordó que el año pasado fueron 12 las víctimas, tres de ellas mujeres.
"Es por la violencia que hay en el país y las agresiones al gremio que llevamos años luchando porque se respete la libertad de expresión, porque atacar a un periodista no lesiona solo al reportero y su familia, dejan a la sociedad desinformada, sin el derecho a conocer lo que ocurre".
Estas batallas y muchas otras las damos a diario, mujeres y hombres en diferentes foros. En La Jornadadiariamente refrendamos el compromiso de garantizar que este medio vea la luz para dar voz a quienes no la tienen, agregó.
Pese a todo, señaló que al ejercer el periodismo, tenemos una gran responsabilidad con las y los jóvenes, por las próximas generaciones que merecen un país en paz donde se destinen recursos principalmente a educación y salud. Estamos por un nuevo amanecer, concluyó.
La Medalla Omecíhuatl, en su edición XVII, también fue entregada a: María Guadalupe Adriana Ortega Ortiz, Aurora Teresa Hevia, Amelia Dominga Hernández, Claudia Colimoro, Lina Rosa Berrio Palomo, Meritzel Calderón Vargas, Gabriela Soraya Vásquez, Rosa María Ortiz Martínez, Amalia Pérez Vásquez, Ana Victoria Jiménez, Gabriela Serralde, Mónica Mayer, Lucero Circe López Río Frío, Martha Angélica Tagle, Larisa Ortiz Quintero.

Rate this item
(0 votes)

Leave a comment

Make sure you enter all the required information, indicated by an asterisk (*). HTML code is not allowed.

Volver