México: Estadísticas reflejan avances para las mujeres: INEGI

De la Redacción
(Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.)

Aguascalientes. México, marzo (SEMlac).-Las estadísticas muestran que hoy en día hay más mujeres inscritas en el nivel educativo medio superior, sin embargo, es el sector de la población donde se concentra el analfabetismo.
Entre las principales causas de muerte sobresalen las enfermedades del sistema circulatorio, las enfermedades endocrinas, de metabolismo o nutricionales y en tercer lugar los tumores malignos. Las mujeres mayores de 60 años viven más tiempo que los varones, pero de cero a 15 años, tienen menos probabilidades de sobrevivir. 
Así lo da a conocer el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) en un recuento anual para conmemorar el Día Internacional de la Mujer, el pasado 8 de marzo.
En México hay 61.4 millones de mujeres y representan más de la mitad de la población nacional (51,4 %), dice el INEGI en su comunicado a propósito de la efemérides.
Los estados donde hay una mayor presencia relativa de mujeres son la Ciudad de México, con una relación de 90,3 hombres por cada 100 mujeres, Oaxaca de 90,8 y Puebla, con una relación de 91,3. En tanto los estados de Baja California Sur (101,8 %) Quintana Roo (100,2 %) y Baja California (99,1 %), son las entidades donde la presencia relativa de mujeres y hombres es casi igual dentro de su estructura poblacional.
De igual forma, hay una mayor sobrevivencia de mujeres adultas, es decir, mayores de 60 y más años, cuya proporción es de 10,9 por ciento, en relación con la de los hombres en este mismo rango (9,9 %). Igualmente es mayor de 15 a 59 años, con 62,8 por ciento y en los hombres de 61,5 por ciento; sin embargo, es menor entre los cero y 14 años, donde el porcentaje de hombres supera a las mujeres por 2,3 por ciento.
La noticia es que, en el ámbito educativo, las mujeres experimentan un crecimiento en materia de igualdad de oportunidades, ya que según datos de la Encuesta Intercensal 2015, México ha sumado importantes avances hacia la alfabetización universal (93,6 %) y la relación entre mujeres y hombres es semejante (92.5 % de las mujeres y 94,7 % de los hombres).

Más oportunidades en educación
De acuerdo con la Encuesta Intercensal, la proporción de mujeres en analfabetismo funcional es mayor casi dos puntos porcentuales que en hombres: 10,6 por ciento de las mujeres de 15 y más años es analfabeta funcional, mientras que en la población masculina esta característica se presenta en 8,7 por ciento de la población.
De acuerdo con cifras de la Secretaría de Educación Pública (SEP) en el ciclo escolar 2015-2016, 49,2 por ciento de los inscritos en el nivel de enseñanza básico en el Sistema Educativo Nacional es una mujer; en el nivel medio superior existe una ligera pero mayor proporción de mujeres inscritas (50,2 %) que hombres (49,8 %), en tanto que en el nivel superior 49,3 por ciento de las personas que cursan estudios profesionales son mujeres.
El promedio de escolaridad, según la misma fuente, revela que en el caso de las mujeres es 9,1 grados, mientras que los hombres tienen en promedio 9,3 grados.
Sobre el nivel de escolaridad, la brecha entre mujeres y hombres es relativamente baja, dice el INEGI. De las personas de 15 años y más, el porcentaje de mujeres sin instrucción es mayor al de los hombres en 1,6 puntos porcentuales (6,8 % contra 5,2 %, respectivamente); para el nivel medio superior la diferencia es de 1,8 puntos entre mujeres y hombres (18,7 % contra 20,9 %, respectivamente) y, por último, en el nivel superior difieren en 1,9 puntos porcentuales (16,1 % en mujeres y 18 % en hombres). En el caso de estudios de normal, técnicos o comerciales, las mujeres duplican el nivel mostrado por los varones (5,4 % en mujeres respecto de 2,6 % en hombres).

Las mujeres viven más años que los hombres
En el país durante 2015, 82,2 por ciento del total de la población tiene afiliación a servicios médicos, 47,6 por ciento son varones y 52,4 mujeres. Comparando por sexo y grupos de edad, los porcentajes de afiliación de los varones superan ligeramente al de las mujeres únicamente de cero a los 14 años de edad.
Al distribuir a las mujeres usuarias por lugar de atención, la mayoría se atienden en centros de salud y hospitales de la SSA (39,7%), en el IMSS (30%) y en clínicas, consultorios y hospitales privados (13,5%).
En el año 2015, se registraron 655.688 defunciones en el país. Este total de muertes equivale a una tasa bruta de mortalidad de 5,4 fallecimientos por cada 1.000 habitantes: 4,5 fallecimientos por cada 1.000 mujeres y 6,2 por cada 1.000 hombres.
La mayoría de las defunciones de mujeres registradas durante 2015 se concentró en edades adultas: 72 por ciento aconteció en la población de 60 y más años, 19,3 por ciento en mujeres de 30 a 59 años; mientras que la población infantil (0 a 14) y joven (15 a 29 años) representa 1,7 y 2,9 por ciento de las defunciones femeninas, respectivamente.
Entre las principales causas de muerte en la población del país sobresalen las enfermedades del sistema circulatorio que provocan la muerte de más mujeres (27,5 %) que hombres (23,8 %). Es la misma situación entre las enfermedades endocrinas, nutricionales y metabólicas, la segunda causa de muerte más frecuente en la población: 17,5 por ciento del total de fallecimientos se deben a este tipo de enfermedades, las cuales están más presentes en las mujeres (20,2 %), que en hombres (15,3 %).
En ese mismo sentido, los datos de INEGI revelan que la diabetes mellitus agrupa 15 por ciento del total de muertes en el país y afecta más a las mujeres (17,4 %) que a los hombres (13,1 %). Y la tercera causa de muerte que se presenta en mayor cantidad para las mujeres son los tumores malignos 15 por ciento en mujeres y 11,5 en hombres.
De acuerdo con la Encuesta Nacional de la Dinámica Demográfica (ENADID) 2014, de la población de tres años y más con discapacidad, 53,6 por ciento son mujeres y 46,4 varones; mientras que en la población con limitación concentran 52,7 y 47,3 por ciento, respectivamente. 

Más de la mitad de las mujeres, en edad fértil
De acuerdo con los resultados de la ENADID 2014, en México habitan 31.9 millones de mujeres en edad fértil (de 15 a 49 años), es decir 51,9 por ciento del total de mujeres.
La edad promedio al primer hijo nacido vivo ha mostrado leves pero importantes incrementos a lo largo del tiempo, dice INEGI, que revela que la edad media al primer hijo nacido vivo de las mujeres en edad fértil a nivel nacional es de 21,1 años de edad, lo que refleja una fecundidad temprana en este país, pues además la mayor tasa de fecundidad se presenta para el grupo de edad de 20 a 24 años (113.1 nacidos vivos por cada 1.000 mujeres en ese rango de edad), para el trienio 2011 a 2013.
De acuerdo con la ENADID 2014, el promedio de hijos nacidos vivos de las mujeres en edad fértil, es de 1,7 hijos por mujer: 16,7% por ciento tiene solo un hijo; 21,8 tiene dos; 16,4 tres y 12 por ciento cuatro o más hijos. Por último, 33,1 por ciento de las mujeres en edad fértil no tiene hijos.
Por entidad federativa, presentan la fecundidad más alta Chiapas (2,90), Zacatecas (2,66), Nayarit (2,58) y Guerrero (2,57); en tanto que la Ciudad de México (1,47) y Yucatán (1,98) tienen la fecundidad más baja, es decir, por debajo del nivel de reemplazo.
Gran parte de la reducción de la fecundidad se debe al incremento en el uso y acceso a los métodos anticonceptivos, 98,7 por ciento de las mujeres en edad fértil conocen al menos un método anticonceptivo (ENADID 2014); 51,6 declararon ser usuarias actuales de algún tipo de método; 15,3 lo utilizaron, pero actualmente ya no lo hacen, y 31,8 declararon nunca haber utilizado métodos anticonceptivos. El método anticonceptivo más utilizado (48,6%) es la oclusión tubaria bilateral, el menos empleado por las jóvenes.
Un dato importante es que, en 2015, disminuyó la tasa bruta de nupcialidad en un 34,3 por ciento con respecto al 2000. La Encuesta Intercensal 2015, de la población total, el 31,5 por ciento de las mujeres son solteras, en contraste con el 37,0 de los hombres que comparten esta característica; de la misma manera esta diferencia también se presenta en las mujeres que son casadas (38,1 %) con respecto de los hombres que se encuentran en esta misma situación conyugal (40,6 %).

La mitad de las mujeres en edad de trabajar, buscan empleo
La población de mujeres en edad productiva (15 a 64 años) ascendió a 40.6 millones en 2015, cantidad que representa el 66,1 por ciento del total de población de mujeres. La Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) refiere que, en el tercer trimestre de 2016, 20.8 millones de mujeres de 15 y más años forman parte de la población económicamente activa (PEA) en el país. 
La tasa de participación económica es de 43,9 por ciento, lo que significa que cerca de la mitad de mujeres en edad de trabajar tiene o está en búsqueda de un empleo. Sin embargo, la participación femenina continúa siendo menor a la masculina: 78 de cada 100 hombres de 15 y más años pertenece a la población económicamente activa.
Para el tercer trimestre de 2016, la suma de mujeres ocupadas de 15 y más años en el país es de 19.9 millones; en su mayoría, ocho de cada 10 (78,7 %), están ocupadas en el sector terciario de la economía, principalmente como comerciantes (33,1 %), servicios diversos (19,3 %), servicios sociales (16,8 %) y restaurantes y servicios de alojamiento (14,3 %); 17,1 por ciento del total de ocupadas se emplean en el sector secundario y solo 3,8%está ocupada en el sector primario (agricultura, ganadería, silvicultura, caza y pesca).
De las mujeres ocupadas, 23,3 por ciento trabajan por cuenta propia, 2,3 son empleadoras y 7,5 no recibe remuneración por su trabajo. Dos de cada tres mujeres ocupadas (66,9 %) son subordinadas y remuneradas y de ellas: 37,7 por ciento no cuenta con acceso a servicios de salud como prestación laboral, 41,9 labora sin tener un contrato escrito, más de la tercera parte (33,8 %) no cuenta con prestaciones laborales, solo una de cada dos trabajadoras subordinadas (55,2 %) goza de vacaciones pagadas, 62, 6 por ciento recibe aguinaldo y 16,9 cuenta con reparto de utilidades.
Respecto a la duración de la jornada laboral más de la tercera parte (37,1 %) de las mujeres de 15 y más años ocupadas, cumple jornadas semanales de entre 40 y 48 horas; 19,2 por ciento labora jornadas de más de 48 horas por semana; 29,1, de 15 a 39 horas, y 14,2 menos de 15 horas por semana. 

Un total de 35 mujeres por cada 100 hombres son migrantes
El 3,5 por ciento del total de población en el país es migrante, el comportamiento de la migración interna es muy similar entre las mujeres (2,9 %) y los hombres (3,0 %).
En cuanto a la migración internacional, la mayoría de estos desplazamientos se realizan por hombres, aunque en los últimos años la participación femenina ha incrementado gradualmente respecto del total de movimientos. En ese sentido, datos de la ENADID 2014 muestran que, por cada cuatro emigrantes recientes, una fue mujer y el resto fueron hombres; en términos proporcionales, por cada 100 hombres migrantes, hay 35 mujeres que realizaron su cambio de residencia a otro país.
Esta migración se presenta en mayor proporción en mujeres jóvenes de entre 15 a 29 años de edad y el 86,3 por ciento de los casos el destino es Estados Unidos de América.

Rate this item
(0 votes)

Leave a comment

Make sure you enter all the required information, indicated by an asterisk (*). HTML code is not allowed.

Volver